Buscar
13:01h. Viernes, 22 de noviembre de 2019

CUANDO LA CURACIÓN VIENE DEL INTERIOR

El poder de la mente sobre el cuerpo

¿Por qué hay personas que se curan antes de una enfermedad? Tal vez te has preguntado alguna vez lo mismo, y es que realmente el poder de la mente sobre el cuerpo es inmenso.

No deja de encerrar un gran misterio que ante una misma enfermedad –a pesar que influya el estado físico de la persona- unas personas mejoran con mucha más rapidez que otras.

Indudablemente, como decíamos anteriormente, a pesar de tener una gran influencia el estado físico de la persona, no es menos cierto que, el estado psicológico y/o emocional juega un papel súper importante en la recuperación de toda enfermedad. Las personas que creen en el poder de la mente sobre el cuerpo tienen unas características comunes todas ellas. ¡Vamos a descubrirlas!

descarga 

MANTIENEN LA ESPERANZA

Antes de proseguir, quiero hacer un pequeño inciso; no hay que confundir mantener la esperanza con ser realista. Una persona que mantiene la esperanza acepta la enfermedad con grandes dosis de realismo. Esperanza y realidad no son incompatibles.

Las personas que mantienen la esperanza se aferran a la vida con uñas y dientes, con aceptación de lo que les pasa, tomándose la medicación pertinente y manteniendo una actitud responsable, sin victimizarse.

 

AFRONTAN LA VIDA CON OPTIMISMO

Ya es bien sabido, la gran interrelación que existe entre el cuerpo y la mente, y que un cuerpo sano requiere de una mente sana, y esta lleva consigo el optimismo.

Esta premisa me lleva a la famosa frase: “ver la vida con el vaso medio lleno o medio vacío”

No podemos decidir lo que lo que nos sucede, pero si podemos decidir sobre lo que nos sucede, es decir, podemos decidir si respondemos de forma negativa y pesimista, o con una actitud positiva y optimista.

descarga (1)

VIVEN EN CALMA Y RELAJADOS

Hay dos opciones de responder ante una enfermedad: alterarse y reaccionar –cosa lógica y normal a priori pero no posteriori- o pensar y actuar desde la calma. Esto nos lleva a priorizar muchas cosas en nuestras vidas, a valorar lo verdaderamente importante y esto no se puede lograr de otra manera que viviendo de forma relajada.

 

BUSCAN ALTERNATIVAS DE CURACIÓN

Además de la medicina tradicional, como estas personas saben de la gran importancia de una buena actitud y buenos hábitos para una recuperación exitosa, suelen recurrir a terapias alternativas, tales como hacer yoga, meditación, taichí, acupuntura, en definitiva, aquello que les hace sentir mejor y les hace mejorar de forma holística.

holistica-e1548994963770

VEN LA ENFERMEDAD CÓMO UNA OPORTUNIDAD PARA CRECER PERSONALMENTE

Tras la rabia inicial–lógica y normal- que se pueda sentir, en vez de entrar en bucle con pensamientos tales como: “pobrecito de mí”, “todo me pasa a mí”, etc, ven la enfermedad como una oportunidad para crecer personalmente por lo que, muchas personas tras una enfermedad, deciden mejorar su alimentación, hacer más ejercicio, dejar de fumar, etc, porque todos estos hábitos y buenas acciones sí que dependen de nosotros.

SIENTEN GRATITUD

Lo que voy a decir a continuación puede parecer una utopía pero verdaderamente es así.

Cuando una persona se ha cansado ya de sufrir y se da cuenta y aprende que maldiciendo su enfermedad o culpando al mundo por ella no soluciona nada, más bien al contrario, empeora, decide darle la vuelta a la tortilla y agradecer. ¡Sí! Agradecer.

Agradecen por cada día que están vivos, por ver amanecer de nuevo, por ese humeante café por la mañana, por cosas que pueden parecer nimias e insignificantes pero que ante una gran encrucijada de la vida como puede ser una enfermedad, cobran un enorme significado.

Muchas veces tenemos que perder muchas cosas y perder la salud para valorar su gran tesoro.

c4af9703b0b377d457d017715270aad3

ESCUCHAN A SU CUERPO

Escuchan lo que su cuerpo le quiere comunicar o decir. Por ejemplo, cuando le duele la boca del estómago, cuando le duele la cabeza, en vez de recurrir  intentan ver que ahí más allá de ese inicial dolor. En definitiva, en vez de acallar el síntoma se intenta llegar a la causa.

Porque, nuestro cuerpo nos está hablando constantemente, a diario, lo que pasa que muchas veces no lo escuchamos como deberíamos.

 

La revista no se hace responsable de la opinión de sus autores.

Deja tu comentario bajo este artículo. Nos interesa mucho tu opinión.

Yolanda Mármol

http://www.yolandamarmol.com

http://sientetebellaybien.com